Consejos para hacer el Caminito del Rey con los niños

hacer-el-caminito-del-rey-con-los-ninos-wikiduca

 Si os gusta el senderismo y los paisajes de ensueño y queréis conocer los secretos de la geografía española en compañía de vuestros hijos, es probable que os apetezca hacer el Caminito del Rey con los niños.

Algo que no es de extrañar debido a que se trata de un paraje que sorprende a todo aquel que lo visita con sus acantilados, especies animales e imponentes vistas.

También os puede interesar el artículo de Wikiduca dedicado a los beneficios del senderismo para los niños.

¿Qué es el Caminito del Rey?

El Caminito del Rey se puede definir como un paso que ha sido construido en un paraje natural, en concreto en las paredes del desfiladero de los Gaitanes.

Está situado entre los términos municipales de Ardales, Álora y Antequera, en la provincia andaluza de Málaga.

Cada vez son más las personas que se animan a hacer el Caminito del Rey con los niños, en pareja o en solitario, ya que ofrece unas vistas de inigualable belleza al disponer de pasarelas que permiten caminar al borde del desfiladero.

¿Cuánto se tarda en hacer el recorrido?

Para recorrer el famoso Caminito del Rey suelen ser necesarias entre tres y cuatro horas.

Hay que tener en cuenta que, desde la zona de aparcamiento hasta la caseta de control, donde los asistentes entregan sus entradas, reciben un casco protector y empiezan el camino, hay alrededor de 40 minutos caminando.

Una vez ahí, es posible realizar el resto del sendero en un par de horas, aunque el tiempo varía dependiendo de cada persona, de las fotografías que se vayan tomando y de si se hace algún alto para merendar y reponer fuerzas.

¿Es posible hacer el Caminito del Rey con los niños?

En efecto, hoy en día existe la posibilidad de hacer el Caminito del Rey con niños, siempre y cuando se cumplan los siguientes requisitos:

  • Los peques no podrán tener menos de ocho años de edad.
  • Los niños deberán ir acompañados de un adulto en todo momento.
  • Las personas que acompañen a los menores no podrán cogerlos en brazos en ningún tramo del recorrido, sea cual sea su edad.
  • Aunque el Caminito del Rey está muy bien preparado para los senderistas, no hay que olvidar que las pasarelas se encuentran situadas sobre altísimas pendientes y que vigilar a los niños en todo momento es vital para su seguridad.

Algunos aspectos a tener en cuenta

Si tenéis pensado hacer el Caminito del Rey, ya sea en solitario, en pareja o en compañía de vuestros hijos, será muy importante que tengáis en cuenta los consejos que enumeramos a continuación:

  • Es recomendable comprar las entradas con antelación, ya que el acceso al Caminito está restringido a un determinado número de personas por día y su atractivo hace que sean muchos los turistas y residentes en Andalucía que se animan a visitarlo.
  • El precio de la entrada es de 10 euros por un ticket normal y de 18 euros cuando se opta por una visita guiada.
  • Aunque el Caminito del Rey permanece cerrado los lunes y los festivos de Navidad, es posible hacer la excursión durante todo el año. No obstante, la visita puede suspenderse si llueve o los vientos son fuertes, por lo que quizás lo mejor sea realizar el recorrido en primavera o a finales de verano.
  • Si vais a hacer el Caminito del Rey con los niños también será fundamental que sepáis que se trata de un sendero lineal, no circular. Esto significa que, al llegar al final de la ruta, lo mejor será que volváis al lugar donde tengáis aparcado el coche utilizando el servicio de autobuses lanzadera que conectan con acceso norte (Ardales) con el sur (Álora).


Pese a que se trata de un sendero que no es apto para quienes padecen vértigo, el Caminito del Rey no cuenta con elevadas pendientes ni zonas especialmente pedregosas, por lo que suele ser apto para todos los públicos y tampoco requiere de una excelente forma física.

Si os animáis a hacer el Caminito del Rey con los niños tendréis la oportunidad de contemplar uno de los enclaves más bellos del territorio español y de conseguir, al mismo tiempo, que los peques puedan aprender algo nuevo.

Y es que, a lo largo del sendero, los chiquitines no solo podrán disfrutar de las vistas, sino también contemplar especies animales que no habían visto con anterioridad, tales como buitres, águilas o sapillos, entre otras.

Además, si os decantáis por la visita guiada, también tendréis la oportunidad de descubrir infinidad de datos y curiosidades sobre el Caminito del Rey, así como fomentar el interés de los niños en la historia española.

¿Os encanta hacer excursiones con los pequeñines de la casa? En ese caso también os podéis animar a visitar algunas granjas de España para un día en familia.

8 consejos para conseguir que los niños aprendan a...
Llega Spotify Kids, una aplicación de música para ...
 

¡Suscribidme al blog!