¿Qué es el método Waldorf y cuáles son sus beneficios?

¿Qué es el método Waldorf y cuáles son sus beneficios?

Si tenéis hijos, sois maestros o, sencillamente, os apasiona el sector de la educación, cabe la posibilidad de que os hayáis preguntado qué es el método Waldorf en más de una ocasión.

Y es que nos encontramos ante un sistema educativo que ha ido adquiriendo una gran fama en buena parte del mundo y que comenzó a tener forma gracias al alemán Rudolf Steiner.

Un filósofo que puso en marcha, hace más de 90 años, un tipo de escuela que recurría al método Waldorf y que sigue viva en los tiempos que corren.

¿Qué es el método Waldorf?

El método Waldorf se puede definir como un método educativo alternativo y diferente a lo que estamos acostumbrados a ver debido a que se centra en lograr que los peques se puedan desarrollar en un entorno libre y cooperativo.

Para conseguirlo, este sistema de enseñanza deja a un lado los exámenes y confiere una mayor importancia al arte y a los trabajos que se realizan con las manos, ya que permiten estimular la creatividad y la imaginación de los niños.

Una de las claves del método Waldorf es lograr que los niños se conviertan en personas autónomas teniendo constancia tanto de sus virtudes y fortalezas como de sus puntos débiles y aprendiendo a conocerse a ellos mismos.

¿Qué aprenden los niños que acuden a escuelas que apuestan por el método Waldorf?

Los pequeñines que asisten a clases donde el método Waldorf es el eje principal de la enseñanza solo tienen contacto con dos profesores: uno durante los primeros seis años de clase, en Educación Primaria, y otro en los seis restantes, es decir, en Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato.

De este modo se crean unos lazos de confianza entre el maestro y el alumno que permiten que este último esté mucho más predispuesto a aprender y a adquirir nuevos conocimientos día tras día.

Cabe destacar, asimismo, que el método Waldorf combina las materias oficiales, tales como matemáticas, lengua castellana, física, química, etc., con asignaturas relacionadas con el arte entre las que encontramos desde danza hasta música pasando por pintura y teatro.

Además, los alumnos también aprenden a crear pequeñas obras de arte con sus propias manos empleando barro, piedra, madera y otros ingredientes naturales, lo que estimula su imaginación y mejora sus habilidades motrices.

No hay olvidar, asimismo, que los centros educativos que recurren al método Waldorf también tienen muy en cuenta el aprendizaje de idiomas, lo que hace que el alemán y el inglés formen parte de la vida de los niños desde primero de Primaria.

Recordad que, si queréis que vuestros hijos dominen la lengua anglosajona y conozcan montones de palabras en inglés, también podéis animarles a aprender jugando con la aplicación de Wikiduca, una aventura épica donde saber inglés da poderes mágicos.

Otros aspectos a destacar de las escuelas Waldorf son que respetan todas las etapas evolutivas del niño o niña y que recurren a técnicas capaces de equilibrar todas sus potencialidades.

Si queríais saber qué es el método Waldorf y cuáles son sus beneficios para los peques también será importante destacar que los centros educativos que recurren a este sistema emplean juguetes fabricados con activos naturales que, además de estar libres de sustancias tóxicas, favorecen la imaginación de los chiquitines.

Los beneficios del método Waldorf

A pesar de que el método Waldorf cuenta con muchos detractores al estar muy alejado de los sistemas de enseñanza tradicionales, podemos decir que ofrece las siguientes ventajas:

  • Estimula la creatividad de los alumnos y les ayuda a dar rienda suelta a la imaginación.
  • Recurre a juguetes naturales que no resultan tóxicos para los peques y que, además, les invitan a ser más creativos e imaginativos.
  • Enseña a los chiquitines a realizar trabajos manuales, conocer en profundidad el mundo del arte, tocar un instrumento y aprender idiomas.
  • Las clases en los centros educativos que han implantado el método Waldorf prescinden de los libros de texto convencionales para que sean los estudiantes quienes confeccionen sus propios manuales a partir del trabajo que realizan a diario en la escuela.
  • El método Waldorf diseña y crea ambientes similares al del propio hogar donde las paredes se decoran con tonos cálidos y se dispone de espacios abiertos plagados de elementos naturales.
  • Reduce los niveles de estrés de los alumnos al prescindir de los exámenes y estimular la pasión por el aprendizaje.

¿Dónde podemos encontrar escuelas Waldorf?

El método Waldorf ya está presente en los cinco continentes, aunque no fue hasta finales de los años 70 del siglo XX cuando este sistema educativo llegó a España.

Es por este motivo que, de momento, no son muchos los centros educativos de este país que se han animado a apostar por el método Waldorf.

No obstante, ya es posible apuntar a los niños en este tipo de escuelas en Las Rozas de Madrid (Escuela Libre Micael), Mallorca (Escola Waldorf Binissalem) y Escuela Waldorf Aravaca, ubicada también en la comunidad de Madrid.

¿Qué opináis sobre el método Waldorf? ¿Creéis que puede ser beneficioso para los niños o preferís decantaros por un sistema de enseñanza más tradicional? En Wikiduca nos encantará conocer vuestra opinión.

Consejos para disfrutar de un carnaval con niños
10 alimentos que no pueden faltar en la dieta de l...