Parques para niños originales y diferentes

Parques para niños originales y diferentes

¿Estáis buscando parques para niños que ofrezcan algo más que columpios, toboganes y zonas de arena?

Si habéis respondido de manera afirmativa a esta pregunta os recomendamos que sigáis leyendo este post, ya que en Wikiduca hemos realizado un recorrido por la geografía española en busca de parques para niños originales y diferentes.


 

Enclaves donde los peques puedan pasarlo de fábula en cualquier época del año, así como saltar, brincar, jugar, reír a carcajadas y hacer nuevos amigos.

Y es que en el territorio español no solo podemos encontrar pueblos de cuento, ciudades con una variada oferta de ocio y escenarios famosos por su deliciosa gastronomía.

En España también tenemos la oportunidad de hallar parques infantiles muy especiales que, además de los tradicionales columpios, ofrecen muchas otras atracciones y cualidades que sorprenden a los pequeñines y les permiten disfrutar a tope de sus ratos libres tanto en solitario como en compañía de sus amigos y familiares.

5 parques para niños muy originales

En Wikiduca hemos seleccionado un total de cinco parques para niños que nos han sorprendido por su originalidad y por su afán por ayudar a los niños a divertirse, a ser más felices e, incluso, a aprender jugando.

Parque Europa

Si vivís en Madrid o tenéis pensado visitar la capital de España os animamos a dejaros caer por el Parque Europa, que está ubicado en Torrejón de Ardoz y es famoso por poseer réplicas de un total de 17 monumentos europeos.

Entre ellos encontramos la Torre Eiffel, la Puerta de Brandenburgo, la Fontana de Trevi o el Puente de Londres, entre otras obras que ayudarán a los peques a conocer mejor el mundo en el que vivimos, a amar el arte y a aprender los nombres de los monumentos más importantes y significativos de Europa.

Además, la entrada al Parque Europa es gratuita y en su interior también hallamos bares, restaurantes y áreas en las que los niños pueden montar en poni, pasear en barca, tirarse en tirolina, saltar sobre camas elásticas o ver y acariciar a un montón de animalitos.

El Parque Europa es, por tanto, mucho más que un parque para niños, ya que se trata de un escenario perfecto para conseguir que los chiquillos aprendan arte y geografía y lleven a cabo multitud de actividades al aire libre.

La Ciudad de los Niños

Dejamos Madrid para trasladarnos a Córdoba, una ciudad andaluza donde se ubica La Ciudad de los Niños, un parque infantil con una superficie de más de 45.000 metros cuadrados que dispone de áreas de juego para toda la familia.

Pero los pequeñines que visitan este centro lúdico cordobés no solo pueden jugar con sus seres queridos; también tienen la oportunidad de gozar de actividades al aire libre tales como salto en tirolina, escalada y paseos en barca, entre otras muchas atracciones que ofrecen horas y horas de diversión.

Otro aspecto a destacar de La Ciudad de los Niños es su afán por fomentar la organización de talleres que enseñan a los niños a hacer manualidades, a reciclar, a cuidar el medo ambiente y a aprender jugando.

Asimismo, no hay que olvidar que la entrada a este centro de diversión cuesta entre uno y dos euros y que el parque está situado junto al zoológico, por lo que podéis combinar una mañana viendo animales con una tarde disfrutando de las actividades, los juegos y los talleres de La Ciudad de los Niños.

Parque de Diagonal Mar

Como os hemos comentado antes el territorio español cuenta con una amplia variedad de parques para niños que ofrecen un toque de originalidad.

Para descubrir el siguiente tenemos que viajar hasta Barcelona, ya que en la ciudad catalana se halla el Parque de Diagonal Mar, conocido por sus toboganes gigantes por los que los niños pueden deslizarse una y otra vez.

Pero los toboganes de este parque infantil no solo son famosos por su tamaño, sino también por contar con formas de lo más diversas que permiten disfrutar de toboganes rectos, con curvas, largos, cortos e, incluso, tan grandes que son perfectos para que los miembros de la familia se tiren todos juntos al mismo tiempo.

Valle de los seis sentidos

Si residís en Valladolid o cerca de esta ciudad podéis visitar el Valle de los seis sentidos, un parque infantil al aire libre en el que los asistentes pueden disfrutar de juegos para niños de todas las edades que se dividen en varias zonas.

El nombre de este parque para niños se debe a que las diversas áreas en las que está divido emulan los cincos sentidos. Para completarlos con un sexto sentido los niños deben aportar algo muy importante: grandes dosis de imaginación.

La tarifa para acceder al parque oscila entre los tres y los cuatro euros dependiendo de si se trata de un precio estándar o reducido.

El Bosque Encantado

A pesar de que El Bosque Encantado no cuenta con los columpios propios de la gran mayoría de parques, se trata de un enclave muy llamativo en el que el arte y la originalidad son los protagonistas.

Y es que en el interior de este parque situado a 70 kilómetros de Madrid e ideal para toda la familia se esconden esculturas de personajes a tamaño real creados con plantas que han convertido a este parque madrileño en un espacio único en Europa.

Además de esculturas que nos recuerdan a las que hacía el mismísimo Eduardo Manostijeras, El Bosque Encantado cuenta con jardines, riachuelos, cascadas y laberintos que animan a los peques a sumergirse en la naturaleza y a descubrir la importancia de cuidar el planeta en el que vivimos.

¿Qué opináis sobre estos parques para niños? En Wikiduca nos encantará saber qué pensáis sobre ellos.

Crucigramas para aprender palabras y ampliar el vo...
Planes originales para un verano muy divertido