importancia-de-la-inteligencia-emocional-en-las-escuelas

Implantar la educación emocional en las escuelas es cada vez más necesario, y, desde el año 2015, laOrganización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) investiga la necesidad de incluirla en el sistema educativo y promueve su implementación en las escuelas.

Además, la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) publicó un informe en 2020 donde destacaba la importancia de incluir habilidades socioemocionales en los programas de formación docentes. 

Y es que este tipo de planes formativos pueden ser de gran utilidad a la hora de enseñar a los niños a gestionar el estrés e impulsar las habilidades emocionales y sociales en las aulas.

La importancia de la educación emocional en los centros educativos también ha quedado reflejada en un estudio llevado a cabo por el Instituto de Inteligencia Emocional y Neurociencia Aplicada (IDIENA).

Se trata de una entidad innovadora centrada en aportar a las personas, las organizaciones y la sociedad enfoques y técnicas derivadas de la inteligencia emocional, la psicología positiva y la neurociencia que ha publicado el I Estudio a nivel nacional de Educación Emocional en los Colegios en España.

En el análisis, que se llevó a cabo entre los meses de febrero y abril de 2021, participaron 109 colegios, 44 directores de centros escolares y 557 docentes.

En palabras de Michael José Belzunce, presidente de IDIENA, "hemos obtenido una colaboración única en la historia que nos ha permitido analizar y obtener unos resultados sobre el sector de altísimo valor, tanto para el propio colectivo docente como para la sociedad en general (padres y madres y autoridades públicas)".

También es importante tener en cuenta que tanto en el informe final como en el análisis de resultados realizado por IDIENA ha intervenido un equipo de doctores investigadores especializados en inteligencia emocional y otras disciplinas.

Gracias a este análisis realizado por IDIENA, hemos podido averiguar que el 94 % de los docentes asegura que su trabajo con los alumnos mejoraría si tuvieran formación en educación emocional.

Cabe recalcar, asimismo, que el 73 % de las personas que han participado en el estudio afirma que la formación en competencias emocionales es, a día de hoy, mucho más importante que antes de la pandemia de Covid-19.

Tampoco os podéis perder nuestro artículo dedicado a los beneficios de las actividades extraescolares.

La inteligencia emocional podría reducir el acoso escolar

La importancia de la educación emocional en las escuelas es cada vez mayor y, tal como ha desvelado el estudio de IDIENA, el 55 % de los participantes considera que la inteligencia emocional podría reducir mucho el acoso escolar.

Además, la totalidad de los directivos que han formado parte de la investigación indica que la formación en inteligencia emocional también incrementaría la motivación, el deseo de los alumnos por aprender y el rendimiento escolar.

Los educadores también han dejado de manifiesto que los niños y jóvenes suspenden en empatía, una cualidad fundamental tanto en el terreno personal como en el plano laboral que, además, es el soporte de la comunicación, el trabajo en equipo y la escucha activa.

Cuando se pregunta a los docentes sobre las competencias emocionales más importantes para los alumnos, estos aseguran que el primer puesto lo ocupa la autoestima (36 %), seguida por el autocontrol (32 %) y la comunicación (32 %).

Un estudio que facilitará la toma de futuras decisiones

Tal como ha señalado Michael José Belzunce, "los datos arrojados por el estudio son muy significativos y ayudan en la toma de futuras decisiones. Ahora queremos hacer llegar este estudio y sus conclusiones a todo el sector educativo y a la sociedad para hacerles partícipes de la importancia de incluir la educación emocional en el sistema educativo. Una necesidad que se ha acentuado con la pandemia.

Las principales barreras que encuentra el sistema son las distintas legislaciones de las comunidades autónomas, una escasa sensibilidad hacia el concepto, la falta de formación del claustro, las dificultades de implementación en los programas educativos y la ausencia de un modelo de referencia que sea estable".

Aunque en la actualidad no existen en España estadísticas oficiales sobre el número de colegios que imparten educación emocional, los miembros de IDIENA estiman que solo el 5 % de los centros la incluyen en sus programas.

¿Qué opináis vosotros? ¿Creéis que es importante que la educación emocional tenga un papel destacado en las aulas? Recordad que en Wikiduca nos encantará saber qué pensáis al respecto.

Si os ha gustado este post también os puede interesar el artículo donde explicamos que el ejercicio físico potencia la felicidad.