Cómo conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela

Cómo conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela

Son muchos los padres y madres a los que les gustaría saber que hay que hacer para conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela y dediquen parte de su día al estudio.

En Wikiduca pensamos que dar a los peques las claves y herramientas necesarias para aprender jugando puede ser una buena idea, aunque existen más trucos y consejos perfectos para lograr que los peques obtengan excelentes calificaciones en el colegio.

¿Queréis saber cuáles son? Entonces no os perdáis estas sencillas recomendaciones que os ayudarán a conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela y a lograr que disfruten adquiriendo nuevos conocimientos día tras día.

Cómo conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela

Si sois constantes y perseverantes, tenéis paciencia y ponéis en práctica estos consejos podréis conseguir que los niños mejoren sus calificaciones y obtengan sobresalientes en la gran mayoría de  sus exámenes.

Enseñarles a aprender jugando

Cada vez son más los juegos educativos y las herramientas virtuales que permiten que los peques puedan aprender jugando y descubrir el mundo de los idiomas, la literatura, las matemáticas o la historia pasando un rato divertido.

Un ejemplo de ello lo encontramos en el juego para aprender inglés de Wikiduca, donde el objetivo de los niños y niñas se centra en rescatar a los Kidus después de que hayan sido secuestrados por las Sombras, unos malvados seres que desean apoderarse de su sabiduría.

Y es que en el reino fantástico de Wikiduca el saber da poderes mágicos, pero las Sombras no quieren esforzarse en aprender y por eso deciden privar a los Kidus de su libertad.

Los peques deberán, por tanto, hacer todo lo posible para salvar a los habitantes de Wikiduca. Para lograrlo, tendrán que aprender a escribir y a pronunciar multitud de palabras en lengua inglesa y retarse en duelos de sabiduría con las Sombras, lo que les ayudará a aprender inglés mientras lo pasan pipa.

Gracias a esta aventura épica los chiquitines de entre 6 y 12 años de edad pueden mejorar sus notas de inglés en la escuela y dominar el idioma a la perfección.

Crear un ambiente que propicie el estudio

Son muchos los niños que hacen los deberes frente al televisor o en una sala llena de ruidos y movimientos, lo que impide que se puedan concentrar en sus tareas y provoca que pierdan interés en los estudios y prefieran jugar o ver dibujos animados.

Aunque es importante destinar una parte del día a la diversión y a las actividades lúdicas, antes se debe dedicar tiempo a hacer los deberes y a estudiar para conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela.

Para lograrlo será fundamental que los peques dispongan de una sala libre de televisores, teléfonos y consolas donde puedan sentarse con comodidad frente a un escritorio bien iluminado y centrar toda su atención en los deberes y el estudio.

Establecer una rutina

Fijar unos horarios también resulta vital para conseguir que los niños hagan los deberes, estudien y obtengan mejores calificaciones en el colegio. De este modo los pequeñines se acostumbran a centrarse en sus tareas a una determinada hora y se establecen unos hábitos de estudio que también les ayudarán a sacar buenas notas durante la época universitaria.

A pesar de que no existe el horario perfecto, lo mejor es animar a los peques a estudiar lo más temprano posible, ya que, canto más tarde sea, más cansados estarán y más les costará concentrarse. Dedicar unos instantes al estudio al llegar a casa después de la escuela y tras haber disfrutado de una saludable y rica merienda puede ser una buena opción.

Ser el mejor ejemplo a seguir

Los niños son como esponjas e imitan lo que ven, en especial el comportamiento de las personas a las que más quieren. Por eso será fundamental que vosotros, como padres, os convirtáis en el mejor ejemplo a seguir.

¿Cómo? Estando junto a ellos mientras hacen sus deberes y dedicando esos minutos a la lectura, al trabajo, a ordenar papeles, a revisar facturas o a hacer puzles, por ejemplo. El objetivo es que los chiquillos vean que en casa sus papás también dedican tiempo al estudio, a actividades educativas y / o a tareas relacionadas con su trabajo.

Ayudar a los niños

Si acompañáis a vuestros hijos mientras estudian y hacen los deberes también podréis estar a su lado cuando les surjan dudas y ayudarles a resolverlas, lo que les dará la oportunidad de conocer mejor las materias escolares, de comprobar lo emocionante que puede ser aprender y de sacar buenas notas en la escuela al haber despejado todas sus incógnitas.

Comprobar que los deberes están bien hechos

Si queréis conseguir que los niños saquen buenas notas en la escuela, desde Wikiduca también os recomendamos que reviséis sus deberes cuando los hayan terminado o les hagáis preguntas sobre las lecciones que acaban de estudiar.

Con ello conseguiréis que los peques se sientan motivados al ver que os interesáis por sus actividades, veréis si hay algún error en sus deberes y podréis ayudarles a comprender mejor las lecciones mientras potenciáis sus ganas de aprender.

Recordad, no obstante, que para que una revisión sea beneficiosa para los niños deberá comenzar destacando las cosas que el peque ha hecho bien y finalizar con los errores cometidos sin exagerarlos para evitar que el chiquitín se desmotive.

Aplicando estos consejos en vuestro día a día lograréis que los niños saquen buenas notas en la escuela y que tengan ganas de aprender cosas nuevas todos los días. ¿Se os ocurren más trucos para potenciar el estudio? ¡Animaos a compartirlos con nosotros!

Consejos para elegir la cuna perfecta
Herramientas para crear cuentos personalizados